CENTROS DE CARGA, ELEMENTOS PARA LA INSTALACIÓN ELÉCTRICA

Publicado el 23 de febrero de 2012 a las 7:07 pm

El Ferretero:  Entrevista en Electroshock “Los Compayos”

Consideraciones para elegir un centro de carga, Los Compayos:

Un error común a la hora de instalar una red eléctrica en casa es la elección de los centros de carga pues si contiene un mayor número de interruptores termomagnéticas a los necesarios, o si se sobre pasa la capacidad del centro de carga por el excesivo consumo de energía puede ocasionar un corto circuito.  Por ello, es recomendable que utilicen un centro de carga adecuado a las necesidades de la instalación eléctrica.

Centros de carga para instalaciones eléctricas

Una instalación eléctrica sea de una casa, un edificio o una ciudad se alimenta de un centro de carga donde se concentra la energía con la que se abastecerá la instalación. Toda instalación eléctrica se compone del sistema de distribución que consiste en el conjunto de circuitos que tienen la función de distribuir la energía eléctrica, formado por circuitos alimentadores, centros de carga o de distribución y circuitos derivados.

 

 

 

 

 

 

 

A nivel doméstico es fácil identificar un centro de carga pues su diseño como tablero contiene interruptores para dejar pasar la electricidad. Estos interruptores son magnétotérmicos, utilizados para dividir y proteger circuitos eléctricos, distribuir la energía eléctrica por zonas de la red y controlan la operación de los circuitos derivados, los cuales son conductores, tubería y de más accesorios que conducen la corriente eléctrica hacia las cargas (electrodomésticos, focos, etc.) a partir del centro de carga. Los interruptores termomagnéticos operan generalmente para tensiones menores a 1,000 V.; se accionan mediante un switch que cambia la posición de abierto a cerrado y viceversa.

 

Los interruptores de seguridad o fusibles sirven para proteger la instalación eléctrica,  pues al presentarse una falla en la corriente, únicamente se interrumpe el paso en la fase en la que ocurrió el aumento de temperatura. Es así, que las barras concentradoras de energía están fabricadas con las dimensiones necesarias para resistir las corrientes nominales, las corrientes de cortocircuito sin sufrir daños que vean mermadas sus condiciones de operación.

Existen diversos centros de carga, por ejemplo, si tiene interruptores para el alumbrado se le llama “tablero de alumbrado”; si concentra otros tipos de cargas, se conoce como “tablero de fuerza”, o en caso de que contenga interruptores para fuerza y alumbrado se conoce como “tablero mixto”. Además, los centros de carga pueden ser monofásicos, bifásicos o trifásicos dependiendo de la capacidad de conducción de corriente, razón por la que pueden soportar interruptores termomagnéticos monopolares, bipolares o tripolares.

 

De acuerdo al número de interruptores de cada centro de carga será el ideal para su uso en casa. Los centros de carga de 1, 2 y 4 circuitos son utilizados para todo tipo de servicio de instalaciones eléctricas, principalmente de uso doméstico. Los de 3, 6, 8 y 12 circuitos se utilizan más en áreas con mayor demanda de carga y tienen un número mayor de circuitos derivados, estos centros de carga se enfocan para un residencial, comercial e industrial.



Un Comentario

Deja un comentario »

  1. me gusto el enlace esta buena de mucha utilidad graciaz!!!!!

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.

.